Embarazo y Postparto

Desde Suelo Pélvico Granada te acompañamos para aconsejarte sobre los ejercicios que más te benefician (a ti y a tu bebé), enseñarte cómo cuidar tu postura y darte toda la información que necesites para fortalecer tu cuerpo, para vivir tu embarazo de forma activa y para recuperarte de la mejor manera tras tu parto. Tu suelo pélvico se convierte en otro gran protagonista en esta etapa maravillosa de la vida.

 

 

¡Descubre todo lo que puede hacer por ti!

Un suelo pélvico feliz (también en el embarazo y postparto)…

Tuve a mi hija hace dos años y aunque yo pensaba que ya no habría solución a mi problema después de tanto tiempo, quería intentar volver a sentirme bien. Después de varias sesiones de fisioterapia de suelo pélvico y trabajo en mi casa, mi problema se solucionó.

Lola - 38 años

Tuve a mi hija hace dos años y aunque yo pensaba que ya no habría solución a mi problema después de tanto tiempo, quería intentar volver a sentirme bien. Después de varias sesiones de fisioterapia de suelo pélvico y trabajo en mi casa, mi problema se solucionó.

Lola - 38 años

Después de dar a luz, tenía la sensación de que mi abdomen no estaba bien. Tras a acudir a una valoración, vimos que tenía diástasis abdominal. Nos pusimos a trabajar intensamente y en el primer mes, ya noté cambios importantes. Sé que me queda mucho trabajo pero ya me siento mucho mejor.

Laura - 34 años

En mi semana 25 de gestación me apareció una pubalgia muy invalidante que no me permitía ni andar. No me resigné y me puse en manos de Judit para paliar mi dolor. La fisioterapia fue muy efectiva y me permitió vivir mi embarazo de forma saludable.

Sonia - 36 años

Todo lo que aprendí con Judit y Ana durante mi preparación física al parto con ellas, hizo que llegara a ese momento mucho más segura y tranquila. Aunque al final fue cesárea por otros motivos, se lo recomendaría a todas las mujeres.

Sofía - 35 años

Durante mi embarazo, estuve acudiendo a consulta para trabajar mi periné semanalmente de cara al parto. Estoy segura de que gracias a eso, tuve un parto sin episiotomía.

Resu - 37 años

Para que te sientas segura y preparada

Te acompañamos
antes y después

¿Quieres conocernos más?

Embarazo

Una de las etapas más bonitas en la vida de una mujer es la de estar embarazada y se convierte en un momento crucial para comenzar a cuidar tu suelo pélvico, tu zona abdominal, tu espalda… para que puedas llegar al momento del parto en la mejor forma física posible.

Además, actualmente tenemos acceso a mucha información y clases de ejercicios a realizar durante el embarazo y queremos que sepas si lo que estas realizando, es beneficioso para ti.

¿Cómo y cuándo comenzar?

 

Como ya sabes, para nosotras es indispensable realizarte una primera valoración, sin eso, no podemos aconsejarte e informarte sobre lo que puedes hacer y como tienes que realizarlo.

En tu primera valoración, veremos en qué estado está tu suelo pélvico, te enseñaremos ejercicios para reforzar tu musculatura de suelo pélvico y tu transverso del abdomen (músculo que te ayudará en los pujos durante parto), así como unas bases sobre tu preparación física al parto.

 

Podemos comenzar a hacer la valoración cuando pases la primera ecografía con tu ginecólogo, en torno a las 12 semanas de gestación, ahí te dirán sin todo está bien y si debes tener alguna precaución. También depende  del caso personal de cada mujer, si realizabas o no deporte antes, tu nivel de actividad y tu condición física.

¿Lista para pedir tu cita?

Durante todo el periodo de gestación, van a ir ocurriendo cambios en tu cuerpo, a los que debes ir adaptando tu vida diaria, pueden surgir  patologias como la incontinencia urinaria, lumbalgias, pubalgias, parestesias u hormigueo de manos y piernas, varices vulvares… para poder solventar esto, lo ideal es que combines tus sesiones con nosotras y una actividad deportiva que te guste y esté adaptada a tu estado.

¿Qué más cosas debes de saber?
  • Nuestro programa de preparación física al parto de es individual y personalizado. En esas sesiones valoramos tu postura, tu musculatura, zonas o puntos de tensión que puedan existir, estructuras que tengan una limitación en la movilidad y que hay que trabajar.
  • Te enseñaremos a realizar a ti y a tu pareja el masaje perineal, usaremos el EPI-NO para ayudarte a mejorar la elasticidad del tu periné.
  • También aprenderás posturas para favorecer la dilatación, el encajamiento y descenso del bebé, esto se hará en una sesión específica y será importante que tu pareja pueda asistir también.
  • Tendrás a tu alcance todas las herramientas necesarias para que vivas tu embarazo de forma saludable, llegues al parto con toda la información y en el mejor estado físico posible.
Deporte y embarazo

¿Qué deporte es el mejor durante el embarazo?

  • Yoga
  • Taichí
  • Pilates para embarazadas
  • Aguagym (ejercicios en agua)
  • Bicicleta estática
  • Ejercicios de tonificación muscular
  • Estiramientos
  • Trabajar la respiración
  • Caminar

Busca algún deporte que te guste, es la mejor motivación para que lo realices.
Si tienes dudas, te diremos si es adecuado para tu gestación o si tienes que realizar alguna adaptación por tu embarazo.

Podemos acompañarte desde el primer momento.

¿Comenzamos?

Postparto

Las mujeres que hemos sido mamás, sabemos que el postparto o puerperio es una etapa de nuestra vida donde se mezclan sensaciones, por un lado, acabas de dar a luz, tienes en tus brazos a tu bebé, feliz porque has cumplido tu deseo de ser madre y por otro lado, surgen muchas dudas y temores en torno al cuidado, alimentación, crecimiento… de ese nuevo miembro de la familia.

Entonces, ¿qué pasa después?

Seguramente estés cansada,  tienes  molestias  propias del parto, alguna cicatriz que haga que no puedas moverte con facilidad, sentarte, el abdomen muy distendido, sensación de pesadez … al principio todas estas sensaciones son normales.

Los primero días tras el parto, todo gira en torno al bebé y cómo te sientes tú, pasa a un segundo plano. Lo que ocurre es que, si tú no estás bien, es muy difícil que puedas estar a pleno rendimiento con tu bebé. En este periodo, lo ideal es que vayas recordando todo lo que te enseñamos en la preparación al parto, para que lo empieces a poner en práctica.

A medida que pasan esos primeros días, vas siendo consciente de cómo te encuentras y de los cambios que ha sufrido tu cuerpo y generalmente te planteas la pregunta ¿esto es normal? Tenemos que decirte que toda aquella sintomatología, sea cual sea, que supere la cuarentena no es normal, así que ese es el momento de comenzar tu recuperación.

Cuando te plantees comenzar a recuperarte de tu embarazo y tu parto, te aconsejamos que acudas a profesionales especializados que te realicen una valoración exhaustiva de tu abdomen y suelo pélvico, de ese modo darte las pautas para una correcta recuperación ¿Quién son esos profesionales? Pues nosotras, las fisioterapeutas de suelo pélvico.

 

Trabaja en equipo con nosotras

Cuando acudas a la consulta tomaremos nota de cómo te encuentras, que notas diferente a antes de quedarte embarazada (abdomen, pérdidas de orina, gases, pesadez, dolor…) y tras realizarte una valoración ecográfica y manual comenzaremos a trabajar para que vuelvas a sentirte bien.
Es muy importante que esa valoración sea completa e individualizada para ti, porque eso es lo que nos permitirá diseñar un tratamiento adaptado a tus necesidades.

Huye de tratamientos estandarizados que lo único que consiguen, es enlentecer tu recuperación.

Tras el parto

Los problemas más comunes que nos encontramos después del parto son:

  • Diástasis abdominal: Generalmente suele ir unido a la frase de “Yo no tenía esta barriga antes de quedarme embarazada”
  • Incontiencia urinaria. No es normal que se te escape el pis, aunque sean unas gotitas.
  • Incontinencia fecal y gases ¿No eres capaz de retener un gas?
  • Prolapsos ¿Notas sensación de pesadez en la zona vaginal?
  • Dolor sobre todo al retomar las relaciones sexuales. El dolor en las relaciones no es normal, se puede tratar.

Todos estos problemas, aunque en ocasiones, los médicos o las personas que te rodean te dicen que son normales, no es así. Cuanto más tiempo pases sin poner solución al problema, más difícil será la recuperación, así que es el momento de cuidarte y nosotras estamos aquí para ayudarte. No lo pospongas más, tu salud es importante.

 

A tu tiempo, pero hazlo.

Para facilitarte la recuperación puedes venir a la consulta con tu bebé, es siempre bienvenido, pararemos el tiempo que necesites para atenderlo… adaptaremos las sesiones a tu ritmo, para nosotras es muy importante que estés tranquila y que puedas trabajar a gusto. La frecuencia de las sesiones las marcaremos juntas, en función de tu disponibilidad.

Además disponemos de la tecnología más avanzada en el tratamiento de suelo pélvico para acelerar los tiempos de recuperación, tenemos una gran experiencia en el cuidado de la mujer y sabemos perfectamente lo que necesitas y como conseguir que te vuelvas a sentir bien.

Después de muchos años de trabajo, muchas mujeres valoradas y tratadas, sabemos que el éxito del tratamiento radica en la personalización e individualización de las terapias. Eso hará que consigamos nuestros objetivos más rápidos y podremos adaptar el tratamiento a ti y tus necesidades.