Tratamientos Fisioterapia de Suelo Pélvico

Disfunciones Sexuales

Vaginismo

Consiste en la imposibilidad para mantener relaciones sexuales con penetración debido a una contracción involuntaria de la musculatura del suelo pélvico.

Hay mujeres que llevan toda su vida con ese problema, con la dificultad que esto conlleva para llevar una vida en pareja o en su defecto, no poder quedarse embarazada de forma natural.

Sea cual sea tu caso, la fisioterapia de suelo pélvico puede ser tu aliada para que puedas recuperar tu vida sexual al 100%. La combinación de diferentes técnicas de fisioterapia como la terapia manual, radiofrecuencia, dilatadores, técnicas miofasciales, ejercicios de relajación… será la clave para tu recuperación.

 

 

Dispareunia

El dolor en las relaciones sexuales no es normal, nunca, sea cual sea el motivo.

La  normalización de un dolor no se debería producir, sobre todo cuando realmente existen estudios científicos y clínicos que avalan la efectividad de la fisioterapia en estos casos.

La dispareunia se define como el dolor durante las relaciones sexuales o tras ellas, puede ser más superficial o profunda en función de las estructuras afectadas, pero sea cual sea tu caso, podemos ayudarte.

Disfunción eréctil

El estado y funcionamiento de la musculatura del suelo pélvico en el hombre influye de forma directa en su rendimiento sexual.

Tener un suelo pélvico con un tono adecuado y con buena capacidad de contracción será una de las claves de la calidad en la erección y del proceso de eyaculación. Valoraremos tu caso y te pautaremos los ejercicios y técnicas adecuadas para ti.

 

Si ya te has decidido a mejorar tu calidad de vida y descubrir todo lo que la fisioterapia de suelo pélvico tiene para ofrecerte ¡Te esperamos en nuestra consulta!

¿Quieres recuperar tu suelo pélvico?

A nuestro conocimiento y experiencia sumamos la mejor tecnología y las técnicas especializadas más actuales.

Un suelo pélvico feliz (también en el embarazo y postparto)…

He sufrido vaginismo toda mi vida hasta que he decidido ser madre, así que con el apoyo de mi pareja, decidimos ponernos en manos de profesionales. Gracias a Laura Cámara y Ana Estévez he conseguido superarlo. Terapia y fisioterapia han sido la base fundamental para conseguirlo. Ánimo a todas esas mujeres que lo sufren que busquen ayuda y que sepan que no están solas.

Tras el tratamiento de mi cáncer de mama me hablaron muy poco de las consecuencias que iba tener en mi vida sexual y mucho menos las alternativas de tratamiento que podía tener que no fuera echarme cremas o geles. Gracias a que encontré a profesionales especializados en suelo pélvico, poco a poco he podido ir recobrando mi vida sexual de forma natural.